Conecta con DBasket

Equipos

Power Rankings #22 Los Angeles Clippers

Lob City terminó y no es fácil saber qué será de los Clippers, aunque hay elementos para que les vaya bien.

Bienvenidos nuevamente a los Future Power Rankings, esa sección en la que ordeno a los 30 equipos de la NBA según cómo creo que se vayan a comportar en los próximos cuatro años. Para una explicación más detallada, esto. Y para quejas, ruegos, preguntas e insultos mínimamente razonados, los comentarios. Hoy le toca el turno a Los Angeles Clippers, que ocupan el puesto 22. O, dicho de otra forma, me parecen el noveno peor equipo para el periodo 2018-2022.

Los Clippers han cambiado mucho en el último año y medio. Primero salió Paul, luego Griffin, a pesar de haber firmado un contrato que le iba a hacer clipper for life, y finalmente hace unas semanas el que se marchó fue DeAndre Jordan. Lob City se terminó. Para el recuerdo quedan ochocientos mil mates de esos que hacen llevarse las manos a la cabeza y una sensación de no haber colmado las expectativas. Pero también, y tampoco lo oigo mucho, por no decir nada, el final de los Clippers como el hermano pobre de Los Angeles.

Igual con el Rey en los Lakers vuelve esta idea, pero de momento no se está hablando de ellos en esos términos.

>> Jugadores, salarios y transacciones de Los Angeles Clippers

La plantilla de los Clippers es básicamente lo opuesto a los años de Lob City. No tienen estrellas, pero sí profundidad. De hecho podríamos estar ante el roster más completo de la liga, con por lo menos dos jugadores de calidad por posición (especialmente en el puesto de base, que no les vendría nada mal aligerar para dar espacio a Shai Gilgeous-Alexander).

Doc Rivers, que renovó hace unos meses y en principio ha sobrevivido a la salida de sus estrellas, tendrá una cantidad enorme de combinaciones de jugadores que explorar. Doc me parece un gran entrenador, aunque suelo preferir que los equipos marquen los cambios de ciclo renovando también los banquillos. Pero quién leches soy yo a fin de cuentas para pedirles nada. Estos Clippers tendrían que ser un equipo divertido de ver jugar y es razonable pensar que puedan luchar por entrar en Playoffs.

Su futuro a largo plazo ya es más difícil de pronosticar. El primer nombre que se me viene a la cabeza es Kawhi Leonard. El ahora raptor quiere jugar en Los Angeles y, aunque juntarse a LeBron en los Lakers es una opción a priori más apetecible -y quedarse en los Raptors una no descartable-, en los Clippers volvería a su ciudad natal y sería el líder del proyecto. Además, estos podrían aprovechar su profundidad de plantilla para construir un paquete de jugadores y picks que ofrecer a los Raptors durante la temporada, si en Toronto vieran que las cosas con Kawhi no van a funcionar y quisieran sacar algo por él mientras puedan. Estos mismos argumentos pueden valerle a los Clippers para intentar atraer otra estrella.

Lou Williams fue el mejor jugador de los Clippers la temporada pasada y su nombre sonó para el All Star (Foto: AP Photo/Michael Conroy)

Sus cuentas se irán saneando según avancen los años de nuestro juego. El próximo verano finalizarán los contratos de Gortat, Marjanovic, Wesley Johnson, Beverley (este de hecho no está siquiera garantizado para la 2018/19) y Tobias Harris (que por cierto se lleva el Confiansa Award al haber rechazado este verano 80 millones; no sé en qué cabeza cabe pensar que dentro un año podrá aspirar a más, pero es de admirar la buena imagen que tiene de sí mismo).

Los Clippers tendrán espacio de sobra para un contrato máximo la próxima offseason y, a día de hoy, sus cuentas solo se van aligerando de cara a la década que entra. Su problema podría venir no tanto por no poder firmar a nadie por cuestiones de salarios sino por no poder convencer a estos jugadores. Es difícil pronosticar ahora mismo si los Clippers de los 20 serán un equipo atractivo o si volverán a ser lo que eran antes de Lob City.

Es esta indefinición los que les penaliza en esta clasificación. Sin una estrella consolidad es difícil ver a la plantilla actual aspirar a algo más que a pelear una de las últimas plazas de Playoffs, y a estas alturas ya sabréis que esto es justo lo que no te permite encontrar esta estrella en el Draft. Los Clippers podrían ser un buen destino para agentes libres y vender las ventajas de vivir en Los Angeles, pero jugárselo todo a la agencia libre es muy arriesgado.

Lo que más interesante me parece es su flexibilidad, que les permite, a la vez, mantenerse competitivos, poder juntar uno de los mejores paquetes para traspasar de la liga y abrir espacio salarial en próximos años. Todo esto a la vez. Nada que ver con el caso de los Cavaliers que vimos hace poco, que también han perdido a su estrella pero es que encima la resaca en forma de contratos tóxicos es bien grande.

Franquicias en estas situaciones son las más complicadas de analizar en este juego estamos haciendo. De entre las que hemos visto hasta ahora, los angelinos son con las que menos seguridad tengo de que este puesto que les he asignado vaya a envejecer bien. Su equipo no da para mucho más ahora mismo y tampoco puedo fiarme en exceso de que vayan a poder fichar a quien quieran por más que tengan la posibilidad.

No son como Lakers o Knicks, franquicias históricas, aunque en el caso de los segundos tampoco muy exitosas. Y a la vez no los puedo poner más abajo, porque tienen un roster y unas cuentas bastante mejores que los de otros equipos que han pasado por aquí en días anteriores. Así que se quedan en el puesto 22, aunque ya digo que no estoy tan convencido como con otras franquicias. Dudar es humano. En cuatro años veremos si acerté o no.

 

Pincha para comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Más Conferencia Oeste