Conecta con DBasket

Euroliga

Quinta victoria consecutiva para los de Pesic, partido sufrido que se fue al tiempo extra

El F.C. Barcelona continúa con su racha en Kaunas

Los azulgrana se deshacen del Zalgiris en la prórroga en un partido que pudieron perder en la última posesión.

Fuente: Euroleague.net

El F.C. Barcelona logra la quinta victoria consecutiva por 85-88 en un partido poco vistoso ante Zaigiris Kaunas. Los de Pešić tenían controlado el juego, pero un mal final de último cuarto hizo temer por el triunfo, que llegó en la prórroga. Ante Tomić y Kyle Kuric fueron los mejores del Barcelona, que se afianza en los puestos de play-off. 

Previa

El F.C. Barcelona Lassa llegaba al Zalgirio Arena a intentar proseguir su racha de cuatro victorias consecutivas. Se enfrentaban dos de las mejores defensas de la Euroliga. Era un partido peligroso para los de Pešić, a pesar de que Zalgiris aún no ha ganado en casa. En el Barcelona no iba a estar Artem Pustovyi, sin embargo, si iba a ser protagonista Kevin Pangos, que volvía a enfrentarse a sus excompañeros.

El Barça se adapta bien al partido

Quintetos iniciales

Zalgiris Kaunas: Walters, Walkup, Milaknis, Jankunas y Davies.

F.C. Barcelona: Pangos, Kuric, Hanga, Singleton y Tomić.

El Barcelona empezaba muy fuerte el partido. Ante Tomić dominaba a Brandon Davies, un center más liviano que él. También los bajitos del equipo blaugrana están muy metidos en el partido, Kuric y Pangos suman en ataque y con un 9-18, Jasikevičius para por primera vez el partido. La intensidad defensiva de los catalanes estaba complicando el ataque estático de los lituanos. Un esfuerzo de Zalgiris con Thomas Walkup apretaba el marcador para poner el 18-23 al final del primer cuarto.

En el inicio del segundo cuarto, las defensas se estaban imponiendo a los ataques, Jaka Blažič estaba siendo el jugador más destacado del Barcelona. Zalguiris solo ha anotado una canasta en juego en más de cinco minutos. Aprovechaban esta circunstancia los de Pešić, se estaban yendo poco a poco en el marcador, (20-30). En la reanudación tras un tiempo muerto, Walkup tomó las riendas en ataque de los suyos para parar la sequía. Con dos triples consecutivos volvió a meter a los verdes en el partido.

A cada pequeño tirón de los de Jasikevičius, el Barça respondía. La diferencia se mantenía continuamente entre los cinco y diez puntos. Con 34-39 se llegaba al descanso. Kuric  (12 puntos) y Ante Tomić han sido los jugadores más destacados del Barcelona en este primer tiempo.

//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js

(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});

Al borde del abismo

A la vuelta de vestuarios el ritmo del partido seguía siendo bajo, el Barcelona intentaba seguir con esas pequeñas ventajas a base de Tomić y Heurtel. Las penetraciones de Walters era lo que más podía preocupar a Pešić en este momento. Los blaugranas estaban defendiendo bastante bien en este tercer cuarto, aunque en ataque tampoco acertaban a anotar con claridad, hasta el porcentaje de tiros libres era malo (7-15) para los visitantes. En el sprint final del cuarto, un arreón del Barcelona ponía el 50-60 a falta de diez minutos.

No le quedaba más remedio a Zalgiris que ir a por el partido, los de Jasikevičius intentaron subir el ritmo, cosa a la que el Barcelona no estaba dispuesto, los de Pešić agotaban prácticamente siempre enteras sus posesiones. Cada vez quedaba menos tiempo, y Thomas Heurtel tenía el timón del partido. Dos balones dirigidos a Claver y Singleton ponían la máxima del partido (59-72).

https://platform.twitter.com/widgets.js

El partido ya se ponía muy de cara para los blaugranas, aunque los locales, aún dispusieron de un tirón final a la desesperada. A falta de tres minutos los lituanos se ponían a cinco. Dos malos ataques, con pérdida del Barça, hicieron que Zalgiris pudiese empatar el partido e incluso pudo ganar en la última posesión. Al final de los 40 minutos llegábamos con un empate a 76. Buen último cuarto de Aaron White, el mejor del equipo de Kaunas durante la noche de hoy, acabó con 21 puntos.

Un triple desde el parking de Kevin Pangos, sumado a una puerta atrás, ponía siete arriba al Barcelona. Zalgiris aún no había anotado en el tiempo extra a falta de tres minutos. Los de Pešić, esta vez, sí lograron (aunque no sin apuros) cerrar el partido. El propio Pangos desde la línea de tiros libres dio carpetazo al partido al poner el 85-88.

El Barcelona logró una sufrida victoria ante un rival directo en su objetivo de afianzarse entre los ocho primeros clasificados. Sus próximos rivales serán Movistar Estudiantes en ACB y desde Madrid viajarán al OAKA para jugar contra Panathinaikos.

Pincha para comentar

Más Euroliga